Dragon Ball FighterZ está siendo una sensación entre los jugadores chavorrucos ya que explotan al máximo la nostalgia de un juego de lucha al estilo bidimensional con Goku y compañía de una manera curiosa forzando una estética retro en la versión para PC.

El resultado evoca en cierta medida la estética de los 16 bits y lo que no deja de ser una curiosidad que está ganándose la atención de usuarios nostálgicos.

El proceso es tan simple como poner todos los elementos visuales al mínimo, incluyendo reducir su resolución hasta niveles tan bajos como 300×200 píxeles (una resolución propia de principios de los 80).

Así  que en comunidades de usuarios están surgiendo conversaciones de jugadores para buscar el mejor equilibrio posible a la hora de bajar la calidad visual para imitar en la medida de lo posible la estética de los 16 bits que se disfrutó con Super Nintendo o Megadrive.

Aquí pueden verlo con sus propios ojos y sentirse jugando en 1990!

https://twitter.com/Nittomata/status/957006895780212736/video/1

 

 

Facebook Comments